Temen crisis humanitaria en Puerto Rico




El huracán María dejó a su paso una Isla destrozada, arrasó con viviendas, infraestructura, vegetación y cobró la vida de alrededor 16 personas, sumergiendo el País en una crisis total.

Puerto Rico llevaba varios días antes sufriendo los estragos causados por el huracán Irma y anterior a esto, colapso económico que ha venido afectando toda la isla en los diferentes sectores: Salud, educación, entre otros. Para nadie es nuevo que el Paso del huracán maria agrave la situación que ya venia viviendo Puerto Rico.

El gobernador Ricardo Rosselló Nevares teme que el país se encuentre al borde de una crisis humanitaria e insta gobierno estatal como el federal ayudar a prevenir.

“Si nosotros no podemos proveer para que la comida siga llegando de manera apropiada o para que tengamos acceso a energizar áreas que son infraestructura crítica, como salud, acueductos, etcétera, pues nos vemos más cerca de una crisis humanitaria”, sentenció. “Lo que estoy haciendo es una alerta con tiempo”.

El gobernador advirtió ayer en la mañana que, además de buscar asistencia federal para mitigar la devastación causada por María, Puerto Rico necesitará ayuda financiera para poner en marcha la recuperación y reconstrucción de la isla, también desde una óptica de revitalización económica.

Pero pasadas las 9:00 de la noche de ayer, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, recurrió a Twitter para subrayar el deber de Puerto Rico de atender la deuda pública que ahoga las finanzas del estado.

“Puerto Rico, que ya estaba sufriendo por una infraestructura rota y una deuda enorme, está en graves problemas. Su vieja red eléctrica, que estaba en terribles condiciones, está devastada. Gran parte de la isla está destruida, con miles de millones de dólares adeudados a Wall Street y a los bancos, algo con lo que tristemente se debe lidiar. Los alimentos, el agua y las medicinas son la prioridad -y están funcionando”, escribió.

Por su parte, Senadores, congresistas y diferentes personas del medio abogan para que Puerto Rico sea tomada en cuenta y se le brinde la ayuda necesaria.