Los Obama y su Perro Bo


El presidente de Estados Unidos cumplió la promesa hecha a sus hijas, Sasha y Malia, y adquirió un perro de aguas portugués, el cual lleva por nombre Bo.
Los Obama eligieron a un perro de agua portugués porque una de las hijas, Malia, tiene alergia a los canes, y esta raza es señalada como idónea para estos casos. Según relata The Washington Post - que en su artículo hace gala de haber obtenido en exclusiva las primeras fotografías del perro presidencial - el senador Edward Kennedy "empezó a hacer lobby" (campaña) para que los Obama adquirieran un perro de esta raza, ya que él tiene en la actualidad tres. De hecho, la nueva mascota de la Casa Blanca procede de los mismos criadores, y un entrenador puso a Bo en forma antes de ser entregado a los Obama.
Bo susituirá a Barney, terrier escocés de Bush que fue usado para varias felicitaciones de Navidad y que entre otras cosas llegó a morder a un reportero de la agencia Reuters . Barney tiene en la actualidad hasta una entrada en la Wikipedia, mientras que Bo espera quien le escriba a estas horas las primeras palabras de su biografía en la Red.